Criptoanarquía: ¿el fin de los gobiernos? Crowdfunders asesinarán a políticos pagando a los sicarios anónimamente con criptomonedas.

.

.

.

.

No es una predicción mía, salvo que Jim Bell, si bien apuntaba a una recogida de dinero público, no pensó en el crowdfunding tal y como lo conocemos ahora. Los “mercados de asesinatos” son lo que se desprende de un modelo propuesto por el criptoanarquista Jim Bell en 1995, publicado en su ensayo Assassination Politics.

Atención, pregunta: cuando esta práctica comience a generalizarse (ejemplo: grupos de neonazis poniendo precio a través de una aplicación en la DeepWeb a la cabeza de líderes antifascistas y/o viceversa, grupos terroristas como ISIS poniendo precio a la cabeza de Presidentes de gobiernos…etc.)… ¿quién se atreverá a ser político?

Ahí lo dejo.

.

.

Jim Bell

 James Dalton Bel, más conocido como Jim Bell (1958), es un promotor estadounidense del criptoanarquismo, quien a mediados de 1995 publicó el ensayo “Assassination Politics” que propuso un sistema de incentivos para liquidar funcionarios de gobierno.1 2

De 1997 a marzo de 2012 vivió un período de encarcelamientos y libertad condicional, tras una investigación del Servicio de Impuestos Internos, que en ocasiones es vista como persecución política con motivo de su publicación. La revista Wired ha descrito a Bell como “uno de los ensayistas más famosos del Internet”3 y como “el cripto-convicto más notorio del mundo.”4

Biografía

Bell nació en Akron, Ohio y cursó la universidad en el MIT, donde obtuvo el grado de químico. Después de completar sus estudios trabajó para Intel como ingeniero eléctrico antes de fundar su propia compañía en 1982, llamada SamiDisk Systems. Diez años después, cuando su empresa cerró, Bell admitió haber desarrollado fobia hacia todos los temas relacionados con las finanzas e impuestos. Había sido miembro del Partido Libertario y se describía a sí mismo como un anarcolibertario.5

Publicación del ensayo y problemas legales

De 1995 hasta principios de 1996, Bell escribió un ensayo llamado “Assasination Politics”, en el que describía la idea de usar firmas digitales a través de correo electrónico para crear un mercado de asesinato, prediciendo así la muerte de empleados de gobierno. Esto permitiría que se crearan incentivos para que la gente asesinara a funcionarios corruptos del gobierno, ofreciendo una recompensa que habría de ser reclamada por alguien que quisiera predecir la muerte de un burócrata. Si dicho individuo muriese alrededor de la fecha establecida, el apostador más certero se llevaría todo el dinero. Descrito por Wired como una mezcla de encriptación, anonimidad y dinero digital para acabar con todas las formas de gobierno, el ensayo fue nominado en 1998 para un premio Chrysler por la innovación en diseño.2

Aunque la Corte Suprema de los Estados Unidos estableció que llamar a la violencia contra funcionarios del gobierno, en ausencia de una incitación a actos ilegales inmediatos, está protegido por la Primera Enmienda, la publicación del ensayo puso a Bell bajo el escrutinio del FBI en 1995. El ensayo, por otro lado, atrajo el interés de teóricos antes y después de los problemas legales a los que se vio sujeto el autor. El economista libertario Bob Murphy criticó que el plan para crear un mercado de asesinato de políticos era al mismo tiempo irrealizable en términos tecnológicos, así como ideológicamente repudiable desde una perspectiva anarcocapitalista (el criptoanarquismo es una forma de anarcocapitalismo).6

El 13 de marzo del año 2012 Jim Bell fue liberado.7

Referencias

  1. Release Date on BOP Site

12 comentarios en “Criptoanarquía: ¿el fin de los gobiernos? Crowdfunders asesinarán a políticos pagando a los sicarios anónimamente con criptomonedas.

  1. Por cierto, las bitcoins, tal y como han sido concebidas, no son anónimas, of course. Para hacerlas anónimas es necesario hacer un “lavado de bitcoins” en servicios de laundering que pululan por ahí.
    Sin embargo, ese pequeño “inconveniente”, desaparece con la nueva generación de criptomonedas basadas en Zerocoin. (Anoncoin, Darkcoin, Dashcoin…)
    https://en.wikipedia.org/wiki/Zerocoin

  2. El anarquista no cree en la autoridad, y esa es la muerte de los gobiernos, de sus aparatos de gobierno y del dinero como objeto mental de sus fundamentos constituyentes. En realidad el anarquista sabe que la autoridad es un estado de la mente del individuo, intentando solventar las adversidades del mundo corrigiéndolo mediante el control administrativo de sus semejantes, para terminar cayendo en la ostentación del poder sobre los demás, por la frustración de no encontrar nunca la solución, porque no hay nada que gobernar aunque el empuje de la existencia se empeñe.

    La vida no tiene finalidad o un futuro control sobre el mundo
    es caminar, y a la vez aprender a caminar

    1. El anarquista no cree en la autoridad

      Bueno. Depende de a quién preguntes. Dentro de los grupos anarquistas se crean de forma ¿natural? estructuras jerárquicas ideológicamente hablando, como en todo grupo humano. Vamos, que siempre hay líderes y los que siguen a los líderes, aka rebaño.
      Se han escrito libros y libros muy gordos sobre qué es el anarquismo, de modo que no seré yo quien ose describir qué es el anarquismo. Pero sí que me atrevo a decir que la anarquía sería el ideal de convivencia del Ser Humano —tal y como lo proyectó Víctor Hugo— si no fuera porque es una forma de no-gobierno sólo apta para mentes MUY evolucionadas: aquellas en las que el respeto por la Libertad del Otro cobra un sentido quasi-místico, para lo cual es necesario antes la realización de un profundo Nosce Te Ipsum en todos y cada uno de nosotros, claro. En otras palabras, que como sociedad no estamos aún maduros para vivir sin gobiernos. Así de triste, sí.

      No es cuestión de ser optimistas o pesimistas, sino de observar las circunstancias y el Zeitgeist contemporáneo, pero el futuro pinta negro: vamos hacia un totalitarismo asimétrico por parte de gobiernos contra emboscados.

      Quizá las máquinas vengan a salvarnos de nosotros mismos…o no, claro.

      1. Cualquier ser humano puede vivir en compañía de otro, sin que haya necesidad de que uno gobierne al otro, para mantener una cooperación de apoyo físico y emocional.

        Las personas no quieren gobernar a sus semejantes quieren su compañía, quieren la relación de compartir el mutuo apoyo físico y emocional
        Si no me crees, escucha que quieres tú de tus semejantes. Escuchar todos lo que en fondo queréis de los otros.

        El ideal anarquista es connatural al ser humano, todos le tenemos, el problema es que no le vemos en los demás.

        No estoy de acuerdo con tu mirada de las circunstancias, y abogo por ver dentro de uno mismo el ideal anarquista y por percibirlo en los demás.

  3. Las madres creen que gobernando a sus hijos, pueden ayudarles en la vida. Es una confusión muy grande, los hijos no necesitan ser gobernados por su padres, solo necesitan su compañía y apoyo. Es lo mismo que necesitan los padres de los hijos.

    1. No se trata de esperar apoyo, como una deuda, como algo que hay que materializar, se trata del intercambio mutuo de compañía y acompañamiento en las acciones que suceden en cada momento, eso es el apoyo.

    1. Obviamente no voy a juzgar sus artículos científicos porque carezco de los conocimientos para hacerlo, de modo que tengo que suspender el juicio en favor de aquellos que sí saben: tan sólo el hecho de que no consiga publicarlos en revistas de impacto sometidas a rigurosa revisión entre pares junto con el hecho de que ni siquiera admitan sus trabajos en http://arxiv.org me parece MUY sospechoso.

      En mi opinión, hay científicos más impresionantes, como Carlo Rovelli & Abhay Ashtekar, o Roger Penrose & Stuart Hameroff y tantos y tantos otros que están haciendo un gran trabajo desde los parámetros científicos más, llamémosles, formales.

      Resumiendo:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s